Significado:

"Ahora mismo, el ser humano, debe hacer un gran esfuerzo en comprender y aceptar los fundamentos por el cual, la energía sigue su propio proceso; el proceso del pensamiento. Pues como ya hemos visto, parece ser, que no solamente la Tierra es una escuela en donde nosotros vivimos, sino que, además, es la galaxia el lugar por el cual, los seres que procesan dimensiones perfectas, aprenden y se desarrollan, investigan, viven, aman, mueren y se transforman, intentando adaptar su forma física a mayores y mejores formas por donde la luz, se pueda manifestar cada vez con menores inconvenientes".


Hulupa D´hära VI. Adhams y la doncella.

Los libros Hulupa D´hära, son el producto de la canalización telepática a través de las Huestes del Plano de la Luz, en colaboración con la Fraternidad o Confederación Cósmica y Universal. Su difusión debe ser gratuita, ya que, nos pertenece a todos por derecho de nacimiento.

Estas seis historias, nos corresponden como legado mismo, habiéndose perdido su singladura a través de los tiempos. Para entender el conocimiento que nuestros Hermanos del espacio nos quieren transmitir, deben ser leídas ordenadamente.

Así mismo, quedan reservados los derechos al autor de la obra.

jueves, 19 de noviembre de 2015

Siente - (c) - Juanjo Cano



Muchos han habido que han aportado sus trabajos a la humanidad en lo que hemos venido llamando la Nueva Era: escritores. pintores, músicos. Algunos ya han muerto, pero sus obras han quedado. Nada cae en el olvido, sino que más bien todo responde a un orden de las cosas. 

Lamentablemente en la Nueva Era no todo el mundo se dedica al bien común, en consecuencia el mundo está como está. Entiéndase como el bien por lo bueno, bello y deseable que todos llevamos dentro. 

Algunos artistas han muerto en el olvido, pero el arte es una expresión del alma y como tal, es terapéutico. Se podría decir que somos terapeutas utilizando el arte como forma de expresión.

Va por ellos.

lunes, 16 de noviembre de 2015

Suite Op: 312 - (c) - Juanjo Cano



 Ante el crimen de la separatividad, rechazo y discriminación desde mis dedos expreso la belleza de la elegancia, gracia y generosidad. No espero nada. Nada espero de nadie. Me conformaré si con ello, sirve para esbozar una sonrisa.










Suite Op: 312